Blogia
Lazos Rotos

El semáforo de actividad volcánica en Tenerife continúa en amarillo.

La alerta permanece en este estado desde el mes de mayo. La Dirección del Plan de Actuación Coordinada de Protección Civil ante una posible erupción volcánica en Tenerife informa de que el semáforo de alerta permanece en color amarillo, como viene sucediendo desde el mes de mayo.

Los responsables del dispositivo, que integran la Delegación del Gobierno en las Islas, el Gobierno de Canarias y el Cabildo tinerfeño, recuerdan que esta situación permite a toda la población el desarrollo de sus actividades cotidianas con absoluta normalidad.

Instituciones y organismos internacionales emplean en situaciones similares el mismo sistema semafórico, que indica el amarillo para la fase de "alerta". El color anterior es el verde, para situación de "normalidad", y se completa con el naranja, en caso de "pre-emergencia", y el rojo, en "emergencia".

Las Administraciones públicas disponen de los dispositivos y medios necesarios para hacer frente a una modificación de la situación actual, en casos de pre-emergencia o emergencia, con la comunicación, en el momento adecuado, de instrucciones precisas a la población. En este sentido, sus responsables insisten en la recomendación de seguir los avisos realizados por las autoridades competentes.

Los datos que facilita el comité científico-técnico a la dirección del plan indican que, entre los días 31 de enero y 6 de febrero, el número de lecturas sísmicas registradas en la estación de montaña Guajara fue superior al valor normal. Esa cifra habitual de eventos o lecturas sísmicas en esta estación durante un período semanal se sitúa en torno a la quincena de lecturas, conforme al registro sísmico de 2004. Si se tomase un ciclo mayor, desde el 2000 hasta la actualidad, sus valores descienden a dos eventos o lecturas sísmicas por semana.

Un solo evento sísmico ha sido localizado en Tenerife y sus alrededores. La magnitud ha sido de 1,6 en la escala Richter y se ha localizado en la parte sumergida a unos 25 kilómetros de distancia al Este de la costa de Arico-Granadilla de Abona.

Por otro lado el programa hidrogeoquímico para la vigilancia volcánica cuenta con 20 puntos de observación. En uno de ellos se realiza un seguimiento en modo continuo de parámetros fisico-químicos del agua subterránea en un pozo situado en Montaña Majua.

El resto de los puntos de observación están relacionados con galerías en las que el seguimiento de estos parámetros fisico-químicos se realiza 2-3 veces a la semana. Los resultados no reflejan variaciones significativas.

Se continúa evaluando de forma permanente la existencia de deformaciones del terreno a través de una instrumentación compuesta por 7 estaciones GPS geodésicas de alta precisión operativa desde el pasado mes de junio. En las estaciones analizadas no se observa la existencia de deformaciones del terreno claramente significativas.

La transmisión de datos en tiempo real desde la estación geoquímica del Teide se ha visto perjudicada como consecuencia de las adversidades meteorológicas y sólo se ha recibido información correspondiente a los días 1 y 2 de febrero. Los valores medios de emisión de gases volcánicos, para el período indicado reflejan 1,7 kilogramos diarios por metro cuadrado para el dióxido de carbono y 36 miligramos diarios por metro cuadrado para el sulfuro de hidrógeno.

Continúan sin detectarse cambios significativos en la temperatura de las fumarolas más activas del Teide. Las emanaciones de gases en Benijos, La Orotava, continúan ocurriendo y el registro de las variables geoquímicas, y de la temperatura reflejan un comportamiento estable.

Fuente: Diario de Avisos
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres